Aprende a cambiar las cuerdas de una guitarra

Aunque cambiar las cuerdas de una guitarra pueda parecer un proceso sumamente complicado, lo cierto es que no lo es. Sin embargo, los músicos que se están iniciando en este mundo pueden encontrar grandes dificultades de las que pueden no saber muy bien cómo salir.

guitarra clasica

Pasos para cambiar las cuerdas de una guitarra

Quitar las cuerdas

Los expertos no se ponen de acuerdo sobre si es importante quitar todas las cuerdas de golpe y luego reemplazarlas o si es mejor hacerlo una a una. En realidad esta elección queda a cargo del profesional: no te podemos decir cuál es la mejor opción: si sientes que tantas cuerdas te están agobiando, lo mejor será quitarlas y empezar desde cero.

Si las vas a quitar todas de una ve asegúrate de ejercer tensión en el diapasónpara que sea más fácil el proceso.

Una vez que hayas aflojado las cuerdas para que no estén tensa podrás cortarlas utilizando unas pinzas especiales. Existe una herramienta adecuada para este proceso que se conoce con el complicado nombre de bobinadora de clavija. Es muy barata y la podrás encontrar en cualquier tienda profesional por lo que, si esto te cuesta, deberías de plantear hacer la compra.

Tornillos

Ahora tenemos que quitar los tornillos del puente y para ello utilizaremos una llave especial (que también podemos comprar en las tiendas especializadas). Pueden ser complicadas de forzar, sobre todo si la guitarra es bastante nueva. Puede que tengas que utilizar unas pinzas para facilitarte la tarea.

También puedes sacarlos utilizando un objeto contundente como una moneda para poder empujarlos En el momento en el que veas que las clavijas ya han caído ya podrás procedes a extraerlas de sus respectivos agujeros.

Cambiar cuerdas a guitarra

Limpieza

Aprovecha este momento para darle una limpieza rápida a tu guitarra. Piensa que esa zona es un lugar de difícil acceso por lo que deberías aprovechar ahora que puedes.

Utiliza un producto especial para ella y evita los aerosoles así como otro tipo de producto de limpieza corrosivo.

Cambiando las cuerdas

El primer paso es identificarlas según su código de color que indicará la manera en la que deben colocarse.

A la hora de colocarlas te recomendamos que empieces siempre por la cuerda más delgada y luego pases a la gruesa según el siguiente orden (1, 6, 2, 5, 3, 4) así será más fácil controlar la situación.

Asegúrate de estirar cada cuerda de forma individual y luego coloca la clavija para evitar que se puedan llegar a soltar. Dobla cada cuerda en un ángulo de unos 90º y gira la clavija.

Es complicado de describir pero seguro que al hacerlo un par de veces consigues la destreza necesaria para hacerlo casi sin mirar.